Foto
7 de abr de 2021 10:09
Medidas urgentes para reducir la inseguridad, el pedido de los concejales de Bogotá
Alexander Gómez Naranjo | Red+ Noticias | Bogotá

En sesión Plenaria de asistencia mixta se cumplió el segundo debate de control político relacionado con la seguridad en Bogotá, en el cual intervinieron los concejales de las bancadas Colombia Humana – UP, y los partidos Conservador y Liberal.

Durante la continuación del debate de control político realizado a la Administración Distrital, la concejal Gloria Díaz del Partido Conservador denunció que la inseguridad en Bogotá fue uno de los principales motivos de preocupación de los ciudadanos durante 2020, ya que se incrementó debido al comportamiento que ha tenido el delito últimamente. 

  • La cabildante exigió respuestas por parte de la Alcaldía de Bogotá y de las autoridades para que hagan frente, ya que el problema no es de percepción, sino de una realidad palpable que necesita medidas contundentes, así como la necesidad de que la seguridad se torne en un tema de prioridad en la agenda de la administración.
“Hablar de una reducción histórica de homicidios, como lo dio a conocer la Policía Metropolitana de Bogotá corroboraría, a primera vista, la tesis de que el 2020 ha sido un año con una gran disminución de este delito, sin embargo, nada más alejado de la realidad y nada más erróneo que hacer este tipo de comparaciones. De hecho, la pandemia ha sido el factor que ha incidido en la reducción de algunos delitos. Pero, como se ha podido ver, el efecto de rebote fue sustancial y, además, si se mira de forma proporcional con la cantidad de ciudadanos que hasta el momento han podido retomar sus labores, las cifras serían antes más altas”, aseguró.

Por su parte, la concejal Susana Muhamad manifestó que es preocupante lo que ha dejado la pandemia para los jóvenes, ya que los ha arriesgado a la presión del crimen organizado. Sobre el hurto diario a personas trajo a colación el informe elaborado por la Veeduría Distrital en el que se señala que no hay evidencia que sustente que la reducción en la tasa de hurtos esté explicada en gran parte por las intervenciones concretas de las autoridades distritales en materia de seguridad.

En contraste, los patrones de crimen están estrechamente relacionados con los cambios en los patrones de movilidad de los ciudadanos y la actividad económica durante las diferentes cuarentenas. También cuestionó a la Secretaría Distrital de Seguridad y a la Policía Metropolitana de Bogotá por la responsabilidad que hacen a la migración venezolana en la ocurrencia de delitos, lo que genera una cortina de humo.

  • Por su parte, la concejal Ana Teresa Bernal analizó la teoría de los comportamientos de patrones en el planteamiento del problema de seguridad en la ciudad y a manera de conclusión indicó que no existe una clara política del gobierno distrital para garantizar la movilización y protesta ciudadana evidenciándose la falta de liderazgo institucional y coordinación con la Policía de Bogotá para aplicar el protocolo con el debido respeto por los derechos humanos.

Aportando al debate de control político, la concejal Heidy Sánchez del Partido Colombia Humana – UP, enfatizó en que diferentes estructuras de grupos paramilitares influyen en Bogotá y entrega cifras: 1.400 bogotanos están en riesgo de ser víctimas de estas acciones presentes en Ciudad Bolívar y varios sus barrios; adicionalmente preguntó, ¿Qué pasa en el barrio Santafé de la localidad de Los Mártires? En aspectos como: control territorial del microtráfico, disputa entre bandas, subcontratación del microtráfico y posible complicidad de la policía local.

  • Posteriormente, el turno le correspondió al concejal Nelson Cubides quien en su exposición habló de seis mitos de la seguridad en Bogotá, entre ellos: ¿la inseguridad crece y es solo una precepción? ¿la creación de la Secretaría Distrital de Seguridad mejoraría la seguridad en Bogotá? y ¿los inmigrantes estarían detrás del aumento de la inseguridad? y señaló además que hay exceso de instancias que diluyen responsabilidades en materia de seguridad y que se deben revisar de manera urgente.

Así está el panorama en cifras de esta situación preocupante para Bogotá a corte del 2 de marzo del presente año: hurto a personas (13.792 casos); homicidios: (153 casos); robo de bicicletas (1736 casos); hurto a residencias (1353 casos) y extorsión (215 casos).

Contenidos web relacionados