Foto
23 de oct de 2020 09:20
Desmantelan conexión delictiva Colombia-Italia; hay seis capturados
Red+ Noticias | Bogotá

Entre los capturados está Luis Antonio Mesa Obando, presunto cabecilla de la banda, quien tiene una solicitud de extradición emitida por una corte de Nueva York. La banda presuntamente prestaba servicios de logística y transporte para el ‘Clan del Golfo’ y mafias italianas.

En medio de una acción simultánea en Cali, Barranquilla y Cartagena -ejecutada con el apoyo de la Policía Nacional, la Agencia Antidrogas de los EE. UU. (DEA) e información entregada por las autoridades italianas-, la Fiscalía General de la Nación logró desmantelar a una banda internacional de narcotráfico denominada ‘Ndranghetta’. 

Según la investigación del ente acusador, la banda era la encargada de prestar servicios de logística y transporte para el ‘Clan del Golfo’ y mafias italianas. La droga producida en zonas selváticas del Norte de Santander, Bolívar y Magdalena era llevada en camiones y buses hasta La Guajira, y a los puertos de Barranquilla, Santa Marta y Buenaventura, allí era embarcada rumbo a Europa, donde era distribuida por la mafia italiana ‘Ndranghetta’. 

Asimismo, las seis personas capturadas serían las encargadas de comercializar grandes cantidades de estupefacientes en Cartagena y abastecer a grupos de menudeo en zonas turísticas. Motivo por el cual la Fiscalía les imputó los delitos de: tráfico, porte y fabricación de estupefacientes y concierto para delinquir agravado. 

La banda internacional de narcotráfico estaría conformada por: 

  • Luis Antonio Mesa Obando, presunto cabecilla de la banda, quien está pedido en extradición por un juez de Nueva York por narcotráfico -por lo que puesto a disposición de la Oficina de Asuntos Internacionales de la Fiscalía para coordinar, junto con la Cancillería Colombiana y la Embajada de los EE. UU. en Bogotá, los trámites necesarios para completar esta petición-. Había sido detenido en 2011 y extraditado a Holanda por el mismo delito. 
  • Eduardo René Martínez Meyer, alias El Mono, quien al parecer era el encargado de las finanzas del Clan del Golfo en Cartagena. 
  • Rodrigo Valera Argotti, alias Rocky, supuesto coordinador logístico y determinador de las rutas utilizadas para el envío de la droga. 
  • Gustavo de Jesús Bru Liñan, alias El Negro, posible encargado de la distribución en Cartagena. 
  • Rubén Darío Murillo Mesa, alias Primo, quien sería el jefe de seguridad durante el transporte de los cargamentos de coca. 
  • Joan Mauricio Valencia Ríos, alias Bam Bam, presunto jefe de seguridad y determinador de homicidios. Habría sido el jefe de sicarios de alias Popeye.

La desarticulación de la banda fue producto de una investigación de varios meses que contó con técnicas especiales de investigación como entregas controladas, agentes encubiertos, búsqueda selectiva en bases de datos, vigilancias y seguimientos, que permitieron la individualización de los seis integrantes de la banda.

Contenidos web relacionados