490X320 El general Mauricio Santoyo en Bogotá el 23 de noviembre del 2007 - Foto Felipe Caicedo - El Tiempo - AFP.
17 de sep de 2021 19:11
Aceptan en la JEP al general Mauricio Santoyo (r), exjefe de seguridad de Álvaro Uribe
Red+ Noticias | Bogotá

El general retirado es investigado por concierto para delinquir agravado, desaparición forzada agravada, lavado de activos y enriquecimiento ilícito.

La Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) aceptó este viernes el sometimiento del general (r) Mauricio Alfonso Santoyo Velasco, jefe de seguridad del expresidente Álvaro Uribe entre 2002 y 2005.

A su vez, el tribunal de paz "le concedió el beneficio de la privación de la libertad en unidad policial en relación con los procesos penales por los que es investigado"​​​​​​​, relacionados con los delitos de concierto para delinquir agravado, desaparición forzada agravada, lavado de activos y enriquecimiento ilícito.

Por otra parte, Santoyo Velasco tendrá 20 días hábiles para expresar "de manera concreta, clara y programada, por escrito, de qué forma pretende contribuir al esclarecimiento de la verdad, la satisfacción de los derechos de las víctimas y las garantías de no repetición".

El 10 de marzo de 2020, la JEP declaró su competencia exclusiva y prevalente del proceso que adelantaba la Fiscalía General de la Nación en contra del general retirado por concierto para delinquir y la desaparición forzada de Claudia Patricia Monsalve Pulgarín y Ángel José Quintero Mesa, miembros de la Asociación de Familiares de Detenidos y Desaparecidos (Asfaddes).

Las desapariciones de Monsalve Pulgarín y Quintero Mesa ocurrieron el 6 de diciembre del 2001, cuando Santoyo Velasco, entonces coronel de la Policía Nacional -institución de la cual se retiró en junio del 2009-, era el comandante del Gaula en Medellín.

Para la época de los hechos, el exjefe de seguridad de Uribe "prestaba colaboración a las Autodefensas Campesinas de Córdoba y Urabá (con la) interceptación de llamadas para posterior seguimiento y vigilancia de personas", según el ente acusador.

En 2012, Santoyo Velasco fue condenado a 13 años de cárcel en EE. UU. por vínculos con paramilitares y narcotraficantes. El 26 de abril del 2019, la Fiscalía le impuso medida de aseguramiento y, tres días después, fue deportado a Colombia.

Contenidos web relacionados