Foto
7 de mar de 2021 09:58
'Éxodo de cristianos en Medio Oriente es un daño incalculable': papa Francisco desde Mosul
Red+ Internacional | AFP | Mosul, Irak

En Irak hay 400.000 cristianos, una cifra inferior en comparación con los 1,5 millones previos a la invasión estadounidense en 2003.

En medio de las ruinas dejadas por los yihadistas, el papa Francisco rezó este domingo por las "víctimas de la guerra" contra el grupo Estado Islámico (EI) en la ciudad iraquí de Mosul, capital del califato derrocado hace tres años.

En el tercer y último día de su histórica visita a Irak, bajo fuertes medidas de seguridad, el papa abordó el destino de la comunidad cristiana iraquí, una de las más antiguas del mundo, pero también una de las que más ha tenido que exiliarse.

"La trágica disminución de los discípulos de Cristo, aquí y en todo Medio Oriente, es un daño incalculable no sólo para las personas y las comunidades afectadas, sino para la misma sociedad que dejan atrás": papa Francisco.

En este país de 40 millones de habitantes, casi todos musulmanes, hay 400.000 cristianos, una cifra inferior en comparación con los 1,5 millones previos a la invasión estadounidense en 2003.

En Mosul, próspera ciudad comercial desde hace siglos, las autoridades católicas no consiguieron encontrar una iglesia en buen estado para recibir al papa argentino, que efectúa el primer viaje de un pontífice a Irak. 

En total, 14 iglesias de la provincia de Nínive, cuya capital es Mosul, fueron destruidas, entre ellas siete templos de los siglos V, VI y VII.

Contenidos web relacionados